La habitación muy espaciosa y decorada con muy buen gusto, no es la típica habitación de hotel. La limpieza es inmejorable y la situación es perfecta se ven la montaña y el pueblo de Arriondas, genial.